Menús de dieta blanda deliciosos

0
75
dieta blanda menu y alimentacion trending magazine salud

El objetivo de una dieta blanda o también llamada hepatoprotectora es hacer descansar al estómago, está diseñada para disminuir problemas relacionados con el aparato digestivo, ya sea boca, garganta, estómago, intestinos, utilización de aparatos dentales y reflujo gastroesofágico, en este post encontrarás un ejemplo de menús de dietas blandas por si alguna vez lo necesitas.

¿Qué es una dieta blanda?

Una dieta blanda es un plan de fácil digestión prescrito por el médico ante un proceso digestivo, o tras una intervención quirúrgica.

Este tipo de dieta contiene alimentos fáciles de digerir y de masticar. No incluye grasas ni condimentos fuertes, ni alimentos que estimulen la producción de jugos gástricos y puedan irritar las mucosas.

La consistencia puede variar de acuerdo a la situación de cada paciente y puede ser básicamente líquida o semilíquida, o completamente normal en consistencia.

Una dieta blanda puede ser astringente, es decir, ir dirigida a cortar un proceso diarreico en cuyo caso además de fácilmente digerible, deberá llevar alimentos que favorezcan la consistencia de las heces, o puede ser una dieta en la que el problema sea una disfagia o dificultad para tragar, en cuyo caso lo más importante será la textura.

dieta blanda alimentos pure de papa trending magazine revista salud

¿Qué hay que comer en una dieta blanda?

En términos generales contiene poca grasa, fibra y en azúcares simples; los alimentos más habituales que se preparan para una dieta blanda son:

  • Pollo o pescado cocido o al horno sin grasas
  • Sopas y caldos sin grasa
  • Huevos cocidos
  • Papas hervidas o al vapor
  • Arroz blanco
  • Frutas en conserva como manzana, plátano o pera
  • Gelatinas
  • Se aceptan algunas hortalizas y verdura que no sean especialmente ricas en fibra y nunca crudas, lo mejor es prepararlas en puré
  • Cereales que no sean integrales y pan sin corteza
  • Lácteos mejor sin lactosa
  • Yogurht y derivados lácteos sin grasas, como queso fresco
  • Infusiones y agua

Alimentos no recomendados para esta dieta:

El alcohol, los refrescos, la cafeína, las salsas, los cítricos, el vinagre, los fritos, los dulces, los picantes o las legumbres.

Menú de dieta blanda

Por lo regular una dieta blanda dura unos cuatro o cinco días, a menos que se le haya practicado una intervención quirúrgica, pero en este caso seguiría con la atención medica.

Aquí te dejamos un ejemplo semanal por si quieres darle un respiro a tu estómago.

Desayuno: Procura tomar algún zumo o fruta como plátano o manzana y toma un yogurth y una rebanada de pan con queso fresco, o pavo cocido.

Media mañana y merienda: Toma pera o manzana, o alguna infusión y unas galletas María.

Lunes
Comida: Arroz blanco y pollo a la plancha.
Cena: Pescado blanco cocido con zanahorias.

Martes
Comida: Sopa de fideos y un omelete.
Cena: Puré de calabaza con papa y jamón cocido.

Miércoles
Comida: Filete de pescado con papas asadas.
Cena: crema de zanahorias y huevo cocido.

Jueves:
Comida: Alubias y filete de ternera.
Cena: Arroz con alcachofas.

Viernes:
Comida: Pollo y papas asadas.
Cena: Sándwich de jamón y queso.

Sábado:
Comida: pasta con tomate casero y pechuga a la plancha.
Cena: Crema de espárragos y omelete con jamón.

Domingo:
Comida: Pollo al horno con patatas.
Cena: Ensalada de lechuga, tomatitos y queso fresco.

De postre puedes tomar queso fresco con membrillo, yogurth desnatado o compota de manzana.

Recuerda que llevar una alimentación saludable te ayudará a tener una excelente calidad de vida. Aquí te compartimos otras recetas que son fáciles y rápidas de preparar.

Dejar respuesta